Volver al inicio     
Suscripción
Información Personal

* E-mail:
Idioma / Language:


He leído y estoy de acuerdo con los términos y condiciones / I’ve read and agree to terms and conditions


Cerrar Ventana [x]
Espacio público y patrimonio

La rehabilitación de un BIC. El paseo del Salón de Granada

ariasrecalde taller de arquitectura

Antecedentes históricos. La importancia del Genil en el asentamiento urbano de Granada.

THOMAS FERRES Y JOSE DE TOXAR 1751
Thomas Ferres y Jose de Tozar, 1751. 

Las riberas del río Genil.

El nacimiento y la evolución de las ciudades no son ajenos al agua, el líquido necesario para la vida, que ha condicionado la elección de los asentamientos humanos. Su necesaria proximidad o fácil suministro han decidido su pervivencia. La misma cercanía valora los lugares próximos a los ríos, y sus cauces configuran la morfología urbana de muchos emplazamientos. La confluencia de los ríos, que facilita y potencia la ubicación de numerosas poblaciones, determinó la relación entre Granada y sus dos ríos principales. El Genil  y el Darro. 

El río Darro marco el itinerario interno, un eje central trazado en forma parcial por su muralla hasta el XV. El río Genil, más caudaloso en sus inicios señaló un límite y ambos marcaron bordes defensivos sobre los que se construyeron las murallas nazarís.

El amplio espacio que desde estos bastiones se extendía hasta el río Genil y su confluencia con el Darro junto al puente califal, debió permanecer aquí despejado por razones defensivas, como ribera ataluzada del Genil. Hacia la Sierra se extendía una alameda mandada plantar por el Mu`ammal, visir del último rey ZIrí, Abd Allah, en la ribera del río Genil.

El cauce y las inmediaciones del río Genil has sido motivo de múltiples actuaciones edilicias. El Cabildo municipal acordó su arreflo en 1497, año en el que procedió a limpiarlo y prohibió bajo pena de multa el vertido de residuos y escombros, como en 1498.

En 1612 se plantó una alameda en la margen izquierda, desde el puente hasta la ermita de San Sebastián, en el espacio después denominado de San Fernando y de “el Violón”. Formada por una fila de árboles junto al margen del río, y otras dos paralelas al otro lado del paseo, está dibujada en la “Plataforma de Vico” con el rótulo “Alameda”.

Durante la ocupación francesa, el General Conde Horacio Sebastián ordenó ensanchar el cauce del río y construir el puente de piedra, en el lugar que ubicaba el “puente verde”, según idea de la corporación municipal de los primeros años del s. XIX. Plantaron un jardín botánico y regularizaron la forma de los paseos convertidos en elementos dominantes.

Desde el año 1814 y hasta 1820, coincidiendo con la restauración política iniciaron la recuperación y reestructuración de estos paseos. Los álamos plantados entonces se describían como “robustos álamos negros a sus lados, cuyas ramas se juntaban, a pesar de la grande anchura del paseo, formando hermosísima bóveda de verdura, casi impenetrable a los rayos solares; pero ha sufrido una bárbara tala, consentida so capa de fútiles pretextos…”. Estos árboles fueron sustituidos por plátanos de indias sometidos en forma similar a periódicas y reiteradas talas, denominadas podas…

El segundo paseo fue denominado de “la Bomba”, por la fuente que lo adornó, después trasladada a los inmediatos jardincillos. Con forma esférica y metálica y pequeños salientes por los que proyecta el agua en forma de surtidores, uno central la elevaba por encima de los árboles, y recordaba al pueblo granadino las primitivas bombas.

La restauración fue realizada bajo los auspicios del caballero veinticuatro José Mariño y Vílches, las mejoras de 1826 por el General Campaña, y Campos Molina la plantación de los árboles. Restauraron las alamedas que conducían a la ermita de San Sebastián en 1807 siendo corregidor Fernando de Osorno.

El espíritu de la Ilustración determinó durante el reinado de Carlos III las transformaciones urbanas de Madrid, e influyó en numerosas actuaciones por toda España durante el s. XIX. El Salón de el Prado, construido por iniciativa del Conde de Aranda en 1768, sirvió de modelo a estos paseos granadinos. La denominación de “el Salón” deriva de él, como la forma longitudinal terminada en dos semicírculos y bordeada de una doble plantación de álamos.

 
 

La rehabilitación de un Bien de Interés urbano. El Paseo del Salón de Granada.

En Septiembre de 2004, el Ayuntamiento de Granada licita a través de un concurso de ideas internacional, anónimo y bajo lema la rehabilitación del conjunto urbano formado por el Paseo del Salón, el Paseo de la Bomba, y los Jardincillos del Genil, todo ello popularmente conocido como el “Paseo del Salón”, aunque histórica, urbana y espacialmente supongan en la realidad la “suma” de tres espacios encadenados.

En 2004, el Paseo del Salón se nos presentaba como un vacío inconexo, segregado por las vías de circulación, desestructurado en su relación con el Rio Genil y con unos jardines históricos inaccesibles, cerrados, poco permeables...  En aquel momento se presentaba como una serie de espacios públicos que podíamos distinguir en tres zonas:

1. Los jardines históricos: Por la disposición del vial intermedio, y su perfil longitudinal, se trataba de un banda ajardinada inaccesible al peatón, poco permeable y sin relación con el río, estos condicionantes lo convertían en un ámbito tradicionalmente poco seguro, con un nivel de uso y actividad muy por debajo del potencial que ofrecía.

2. El Paseo del Salón: Presentaba los mismos conflictos de permeabilidad peatonal rodeada de viales rodados de gran velocidad que impedían un acceso claro al peatón, asimismo, la disposición de las paradas de los autobuses en el borde entre el Paseo del Salón y los Jardines Históricos suponía una barrera al peatón. Resultaba interesante sin embargo, destacar el valor que el Paseo del Salón poseía como gran vacío urbano, contenedor de múltiples actividades de todo tipo; conciertos, actividades deportivas, concentraciones, foros, mercados...

3. El Paseo de La Bomba: por su disposición longitudinal, y su posición extrema en la ciudad no funcionaba como paseo, se encontraba vacío de contenido, actividad y tránsito, presentaba asimismo los mismos conflictos de permeabilidad que el resto del ámbito de actuación que supusieron que el conjunto del Paseo del Salón se convirtiera en un gran nodo de tráfico rodado, donde la prioridad estaba en el tráfico rodado y el Transporte sobre el espacio público.

Nuestra propuesta, presentada bajo el lema “Yanna”, obtuvo el primer premio en dicho concurso de ideas y recibimos el encargo del proyecto de rehabilitación.

La propuesta inicial proponía la consideración de un gran conjunto urbano entendido como la suma de tres ámbitos diferenciados, introduciendo elementos que formalmente no impidieran la lectura individualizada de cada ámbito pero que a su vez fomentaran el uso conjunto de todo el espacio urbano, comenzando por una reestructuración del tráfico en dicha zona otorgando una clarísima prioridad peatonal. 

 

Como propuesta inicial que procedía de un concurso de ideas, contenía elementos de nueva factura con una identidad claramente contemporánea, con una idea clara de diferenciar lo “rehabilitado” de los elementos incorporados.

Con la presentación del proyecto, se produjo un gran debate ciudadano, con fuertes presiones para la paralización del proyecto, instrumentados quizá desde la política y no desde el serio y riguroso debate histórico y urbano. En cualquier caso, todo el proceso de debate de la ciudad concluyó en Abril de 2006 con la declaración de Bien de Interés Cultural del conjunto, y por tanto su completa catalogación. En adelante, cualquier actuación debería de contar con el visto bueno de las administraciones competentes en materia de Patrimonio.

   
 

Con el proyecto ya redactado e incluso una primera fase del proyecto con las obras iniciadas, se retoma el encargo de “re-hacer” el proyecto desde las siguientes premisas:

1. Rehabilitación de todos y cada uno los elementos catalogados e incluidos en la declaración de BIC (monumentos, fuentes, estatuas, farolas, bancos…)

2. Se protegerá la linealidad y simetría de los boulevares y de las calzadas perimetrales.

3. Se incentiva la conservación del arbolado existente.

4. Se deberán justificar los materiales y pavimentos a utilizar desde su idoneidad y respeto al trazado urbano, paisaje y vegetación.

5. Se prohíbe expresamente la instalación de construcciones (permanentes o efímeras) en el entorno urbano del paseo del salón.

Todo este desarrollo y debate urbano, nos permitió reformular la propuesta de una manera más sosegada, utilizando instrumentos de participación ciudadana e integrando las propuestas de diferentes colectivos y reivindicaciones vecinales. 

La actuación en un ámbito  de más de 40.000 m2 ubicado en el centro neurálgico de una ciudad, que había supuesto en los últimos cincuenta años un autentico y verdadero nodo de tráfico urbano, de instalaciones y redes de abastecimiento de todos los servicios urbanos (saneamiento, electricidad, fibra óptica, gas ciudad…) y además catalogado con el mayor nivel de catalogación patrimonial, cualquier actuación sería extremadamente “sensible” para la ciudad.

Tras muchos meses de trabajo, recabando un consenso entre administraciones, se llegó a una solución que partía de dichas premisas de catalogación como Bien de Interés Cultural, para proponer una recuperación de lo autentico y esencial del conjunto urbano, la limpieza, linealidad y simetría de su trazado, conservando la vegetación y arbolado y utilizando nuevos materiales de noble factura con un tratamiento contemporáneo (piedra, acero, pavimento blando).

  
 

Peatonalización. Reestructuración del tráfico. Cambio de velocidades. Circulaciones. Intercambiador de transporte.

Se propone una reestructuración del tráfico en el ámbito de la propuesta, realizando una peatonalización del vial que segrega en la actualidad el paseo de los jardines históricos y que en la actualidad esta convertido en una gran parada de autobuses y modificando el vial perimetral para dar cabida a dos carriles de entrada a la ciudad  y una banda de aparcamientos, paradas de autobús, carga y descarga y otros servicios, realizando la salida por el Paseo de los Basilios.

Se entiende el lugar de este modo desde una escala global de ciudad. Esta conexión rápida con cualquier punto de la ciudad, nos permite establecer una estrategia de cambio de ritmo en la zona proyectada, para poder proporcionar una visión diferenciada de la ciudad y del paseo exenta del ritmo que marca el tráfico rodado. 

Experiencias como las que se han realizado en ciudades como Oviedo, (en la que la restricción del tráfico en el centro histórico de la misma ha servido para devolver a la ciudad un pulso acorde con su escala de trazado de calles y con su tempo de observación), nos permiten pensar para Granada y esta zona del rio y sus jardines una nueva visión más fenomenológica, más cercana a los sentidos, a la percepción del peatón. Así, el tráfico queda inserto en la propuesta sin esclavizarla, de este modo la circulación rodada no segrega los jardines y el transporte desde el Área Metropolitana queda ordenado en un intercambiador, en el que se produce la conexión con autobuses, transporte público y taxis, además de los accesos desde el aparcamiento subterráneo. 

 
 

Espacios vacíos plazas y vacíos jardines.

Se han proyectado al mismo tiempo los ámbitos más densos y los vacíos entre ellos, entendiendo que en la valoración del espacio que le da carácter al espacio público se encuentra en gran medida en estos espacios intermedios de tránsito entre los ámbitos de mayor densidad. De esta manera se han entendido las plazas de un carácter íntimo generadas de un modo consciente entre la vegetación y la nueva estructura de jardín y la ya existente, poniendo en valor espacios vacíos existentes deteriorados o creando por la forma de producirse, la construcción de nuevos lugares. De otro lado, la puesta en valor de las plazas, jardines y rincones que se proponen, actuando como reinterpretación de un modo natural de crecimiento de los jardines históricos. Aquel donde el orden y jerarquía del espacio público viene en gran medida condicionado por la estructura o el sistema y por el vacío formalizado a través de la propia estructura. El Vacío no es espacio residual; nunca es lo que sobra sino más bien en torno a lo que todo gira. En este caso la necesitad de incrementar la permeabilidad trasversal se produce en la confluencia de la estructura del jardín y del vacío. El vacío generado pone en relación las distintas bandas de usos y establece relaciones entre jardín histórico y paseo.

   
 

Sistema potencial / estructura y sistema. 

Se trata de dar una solución sistemática; mediante acciones precisas intentamos ser capaces de responder a la multiplicidad de problemas planteados para el Paseo del Salón. Se ofrece por tanto un sistema en el que las estrategias vayan generando la formalización del proyecto, dando una solución unitaria a múltiples y superpuestas escalas de acercamiento.

Esto permite que las modificaciones y adaptaciones, siempre necesarias en este tipo de procesos, tenga cabida desde el principio, desde la concepción misma de la propuesta. La formalización final que aquí se ofrece no es más que una de las múltiples, aquella fruto de los condicionantes y premisas planteados desde un diálogo en parte desigual, como siempre es el de un concurso de ideas.

La apertura  de este diálogo permitirá en sucesivas fases de desarrollo incorporar con el equilibrado grado de importancia los requerimientos nuevos o la valoración diferente de los ya existentes.

El proyecto está pensado para poder albergar dicho desarrollo como una parte natural de este proceso de formación. Esta flexibilidad es entendida por tanto desde la capacidad potencial para acomodar distintos requerimientos.

   
 

Configuración de la propuesta. 

Partimos de las premisas de la catalogación como BIC del conjunto, y del análisis de los distintos elementos discordantes y superpuestos que la ciudad ha ido acumulando en este conjunto de espacios públicos. 

Proponemos la recuperación del bulevar clásico como espacio de paseo o gran salón urbano, recuperando la simetría a ambos lados del mismo, realizando un tratamiento del espacio público que incluya y aglutine los acerados perimetrales, incluyéndolos en la propuesta.

Se reducirán los tipos de pavimentos, dejando el pavimento blando tipo “alpañata” para los bulevares centrales y un pavimento de acerado de granito gris flameado en aceras, bordillos y encintados, los carriles laterales y los espacios entre rotondas se tratarán mediante firme o aglomerado asfáltico, encintado mediante adoquín de granito en su contacto con los acerados así como en las vías de agua centrales de los carriles.

Se propone una peatonalización reversible del carril de tráfico que separa los Jardines del Genil del Paseo del Salón y del Paseo de la Bomba, dicha peatonalización se efectuará mediante la disposición de unos hitos que podrán ser retirados por el Ayuntamiento para reconfigurar el tráfico en la zona.

   
 

Conclusiones

Desde nuestra experiencia en múltiples proyectos en el espacio urbano, manifestamos una especial preocupación por el estado de conservación de los espacios públicos. Intervenir en el “espacio común” supone un ejercicio de responsabilidad hacia la ciudad y los ciudadanos. No se puede cargar al Municipio con unos elevados gastos de mantenimiento debido a decisiones erróneas de proyecto, tanto en la elección de materiales, mobiliario urbano o incluso en las decisiones relativas a la plantación y jardinería.

Desde el punto de vista del mantenimiento, han pasado ya diez años de un uso hiper-intensivo del Paseo del Salón y podemos afirmar orgullosamente que luce en un estado envidiable de conservación, en parte debido a la reducción de la paleta de materiales utilizada y a la simplificación de las soluciones y recursos constructivos y por otro lado por la nobleza y durabilidad de los materiales empleados.

Nos satisface de igual manera observar como la ciudad ha acogido e integrado su nueva configuración peatonal de una manera muy natural y fluida, convirtiéndose en un gran espacio urbano (plaza-jardín-vacío urbano-espacio de recreo y deporte) capaz de dar cabida a grandes acontecimientos de la ciudad y a la vez ser espacio de recreo y contacto con la naturaleza.

 
 
 
Nota Legal
Créditos
Suscripción
Directora: María A. Leboreiro Amaro, Dra. Arquitecto. Profesora Titular de la E.T.S. de Arquitectura de Madrid
Consejo de redacción: Miquel Adriá, director de la revista Arquine
Carmen Andrés Mateo, Arquitecta. Profesora Asociada de la E.T.S. de Arquitectura de Madrid
José Mª Ezquiaga Dominguez. Dr. Arquitecto. Profesor Titular de la E.T.S. de Arquitectura de Madrid
José Fariña Tojo. Dr. Arquitecto. Catedrático de la E.T.S. de Arquitectura de Madrid
Fernando Fernández Alonso. Arquitecto. Profesor Asociado de la E.T.S. de Arquitectura de Madrid
Josep Mª Llop Torne. Arquitecto. Profesor en la Facultad de Geografía de la Universidad de Lleida
Javier Ruiz Sánchez. Dr. Arquitecto. Profesor Titular de la E.T.S. de Arquitectura de Madrid
Secretaría: Llanos Masiá
Edita: planur-e
Avda. Valdemarin, 68
28023 Madrid
Traducción: planur-e
ISSN: 2340-8235
Copyright: (2013): planur-e
Cerrar Ventana [x]
Planur-e: www.planur-e.es es una revista digital editada en España en materias de territorio, urbanismo, sostenibilidad, paisaje y diseño urbano. Nació con el objetivo de exponer buenas prácticas dando voz a los profesionales, planteando que sean los propios autores de los trabajos quienes los presenten. Se colabora así a su difusión, al tiempo que se ofrece, a aquellos que se aproximan al proyecto, la oportunidad de ver otras formas de trabajar y contrastar sus propias reflexiones y propuestas. Planur-e por sus características pretende llenar un hueco, dada la escasez de publicaciones en estas materias. Alcanza en este momento su número diez, con un planteamiento monográfico y da, al tiempo, en su Miscelánea cabida a múltiples temas. Cuenta ya con un número importante artículos alrededor de 150, hasta el momento, y con autores de muy distintos países, lo que enriquece su tarea de divulgación.

Información General
En cumplimiento de lo dispuesto en el artículo 10 de la Ley 34/2002, de 11 de Julio, de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico (LSSICE), ponemos a su disposición la “información general”, que comprende los datos identificativos de la entidad titular de este sitio web:
Titular: planur-e
Dirección: Avda. Valdemarín, 68-28023 Madrid
Lugar de edición: Madrid

Nota Legal
Los trabajos firmados expresan únicamente la opinión de sus autores así como la documentación gráfica, y son de su exclusiva responsabilidad, a todos los efectos legales y no reflejan los criterios que pueda tener el equipo editorial. Ninguna parte de esta publicación puede reproducirse o transmitirse en ninguna forma sin autorización escrita por parte de la editorial. Aquellas imágenes en las que no se ha podido identificar el propietario de los derechos, se entiende que son de libre uso. En caso de identificar alguna imagen como propia, por favor póngase en contacto con planur-e.
Legal Notice
The signed works only express the opinion of their authors and also the graphic documentation, and are their sole responsibility, for all legal purposes, and do not reflect the criteria that the editorial team may have. No part of this publication may be reproduced or transmitted in any form without the written consent of the publisher. It is understood that those images for which it was not possible to identify the holder of the rights are free to be used. In the event you identify an image as your own, please contact planur-e.
Cerrar Ventana [x]
 Información Personal

* E-mail:
Idioma / Language:


He leído y estoy de acuerdo con los términos y condiciones / I’ve read and agree to terms and conditions



 Protección de Datos
planur-e te informa de que los datos personales que nos proporciones serán incorporados en el fichero “Atención al Consumidor” del que somos responsables, al objeto de gestionar las solicitudes de información, reclamaciones, consultas realizadas ante el departamento de atención al consumidor. Mediante el envío del presente formulario, prestas consentimiento expreso al tratamiento automatizado y documental de tus datos, en los términos de la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre (LOPD) y el Real Decreto 1720/2007 de 21 de diciembre.
Te agradeceremos nos comuniques cualquier cambio o modificación en los datos que nos ha proporcionado con el fin de que éstos respondan con veracidad y exactitud a la realidad. Asimismo, te informamos de que puedes ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición mediante carta dirigida a planur-e, o bien, mediante correo electrónico a: planur-e@planur-e.es
Cerrar Ventana [x]